Juegos

Quieren prohibir un juego de play en Rusia por una insólita razón

Varios funcionarios de ese país reclamaron restricciones a un juego de play. Todos los detalles aquí.

 Todo arrancó con la campaña #RainbowLaces que llegó a la Premier League hace unas semanas con gran éxito de la mano de la ONG Stonewall. El objetivo es luchar contra la homofobia en el deporte. Seis equipos de la Liga española (Sevilla, Granada, Leganés, Espanyol, Eibar, Las Palmas y Deportivo de La Coruña) y otros tantos de la Ligase sumaron a la causa en la jornada pasada.

 EA Sports, una de las empresas de videojuegos más comprometidas con la causa LGBT, se sumó a finales de noviembre añadiendo una camiseta arcoíris para FIFA Ultimate Team. El inocente añadido no gustó al parlamentario ruso Valery Rashkin, del Partido Comunista de la Federación Rusa.

 El funcionario considera que la empresa “difunde propaganda gay“, e invita a prohibir FIFA 17 en el país si no se adaptan “cambios en la programación del juego o se revisa la calificación por edades informando del contenido del producto”. También advierte a Electronic Arts que si se negase a acatar las presentes medidas se debería “adoptar las consecuencias de restricción correspondientes”.

 Rashkin no fue el único en promover la prohibición: Irina Rodnina del partido Rusia Unida (y campeona olímpica en tres ocasiones con la Unión Soviética) también denunció a EA sobre el hecho de que “cada estado tiene su ley y órdenes interiores que deben ser obedecidas”. Electronic Arts no se pronunció por el momento. Habrá que esperar cómo sigue en Moscú.

Artículo anteriorSiguiente artículo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *